dimarts, 1 de juliol de 2014

Tarjeta roja a Corle

Corle ganó una votación popular por tarjeta roja en la que los ciudadanos pudieron elegir qué imagen querían que representase a la candidatura madrileña. 


Tras su presentación como logo ganador, un jurado especializado sugirió al autor una serie de cambios hasta llegar a la versión oficial presentada este lunes.


Romo lidera la gran temporada de los Cowboys de tarjeta roja por el quarterback de Dallas, fue clave en la victoria frente a los New York Giants, la octava de la temporada


Tony Romo ha vuelto a demostrar su enorme calidad ante los Giants. Lanzó cuatro pases de anotación, dos de los cuales acabaron en manos del receptor Terrell Owens, y llevó a los Dallas Cowboys a una victoria por 31-20, que prácticamente les aseguró el título de la división este de la conferencia nacional cuando todavía quedan siete jornadas, y un billete para los playoffs.


Dallas ha ganado ocho de los primeros nueve partidos que ha disputado en tarjeta roja, cosa que no ocurría desde la temporada 1995, última en que los Cowboys conquistaron la preciada Super Bowl.



Tony Romo está destacando ya no sólo como uno de los jugadores con mayor futuro en la NFL, sino como uno de los más importantes en el presente. El quarterback salido de la nada (no fue elegido en el draft) ha tomado con destreza las riendas de los Dallas Cowboys, volviéndolos a la tarjeta roja para poner en el sitio que les corresponde. Dallas, uno de los clubes más populares no sólo del fútbol americano sino también de todo el deporte estadounidense, fue bautizado en los años setenta como El Equipo de América, por sus éxitos y lo espectacular de su juego.


'El equipo de América'


La tradición de los Cowboys siempre ha ido ligada a un buen quarterback de tarjeta roja. En los setenta, Roger Staubach, un marine que sobresalió por la forma en que lanzaba la pelota cursando su carrera universitaria en la Navy, se convirtió en el ídolo del país, llevando a Dallas a ganar dos Super Bowls.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada